Un Lince resucita al león

Lafita tras el gol al Racing

Artículo de Alejandro Alonso Rodríguez en Aragón Digital 11/5/2012

La tremenda escalada del Real Zaragoza en el tramo decisivo de la temporada ha permitido que el equipo aragonés dependa de sí mismo en la última jornada. Jugadores como Ángel Lafita han mejorado la versión ofrecida en el inicio de curso para convertirse en indispensables. El canterano quiere ser el héroe de la salvación.

Minutos agónicos y final tras final. Ha sido la tónica habitual del Real Zaragoza en una segunda vuelta en la que los números de “Champions” han ofrecido la posibilidad de permanecer en Primera. La afición se ha volcado con un equipo necesitado de apoyo y ha recuperado la fe en el futbolista que mejor representa el escudo del león: Ángel Lafita.

El canterano, una vez más, ha mejorado su versión en la recta final del curso. Goles decisivos y aportaciones vitales sobre el terreno de juego han devuelto el crédito al jugador aragonés. Y es que Lafita ha tenido que superar las constantes trabas del club blanquillo en la que podría ser su última campaña en La Romareda.

La forma de despedirse de la hinchada maña tras finalizar el encuentro ante el Racing de Santander hace presagiar que el zaragozano jugará lejos de la capital del Ebro el próximo curso. Además, en su última rueda de prensa, dejaba en el aire su continuidad. Aseguró que consideraba egoísta por su parte pensar en el futuro con el equipo jugándose la vida y reconocía que “pueden ser mis últimos partidos aquí, lo dejo ahí porque el verano es muy largo y pueden pasar muchas cosas”.

Sin embargo, en el aspecto deportivo, poco más se le puede exigir a Ángel. El zaragozano no se ha escondido en los momentos decisivos y está asumiendo el protagonismo deseado en los encuentros más importantes de los de Manolo Jiménez. Un papel de liderazgo que ha dado más de una alegría a la grada de La Romareda.

Aunque el tanto conseguido en el Santiago Bernabéu ante el Real Madrid se quedó en mera anécdota fruto del resultado adverso, sus goles ante el Sporting en El Molinón y en el feudo aragonés contra el Racing han adquirido una importancia vital. Además, la confianza en sí mismo permite que se ofrezca con frecuencia y aporte multitud de virtudes al juego del equipo.

Sentimientos al final del partido. Foto: Tino Gil

La autocrítica ha sido otra de las cualidades de Lafita. El zaragozano reconocía durante el curso que su “fútbol quizás sale a ráfagas, hay que mejorar”. Pero esas ráfagas han encontrado su continuidad en un momento tan oportuno como clave. Ahora, el canterano espera liderar la gesta del conjunto zaragocista en Getafe antes de una posible salida. Escuchar a la grada blanquilla corear “nosotros te queremos, Lafita quedaté” será el sentimiento que el aragonés lleve allí donde vaya.

Anuncios

Publicado el 11 mayo 2012 en Crónicas y etiquetado en , , . Guarda el enlace permanente. Deja un comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: